fbpx
Close

6 de mayo de 2021

Acumulan, por ahora, 80 denuncias por L-12

Tanto en la sede del Búnker como ante agencias de Iztapalapa y Tláhuac, hasta ayer se habían recibido al menos 80 denuncias penales de deudos o víctimas del desplome de una trabe en la Línea 12 del Metro, aseguraron fuentes de la Fiscalía (FGJ) capitalina.

Quienes lo han hecho buscan, en su mayoría, indemnizaciones y reparación del daño por lesiones, desde leves hasta graves.

En casos de personas que fallecieron, como José Juan Galindo Soto -quien viajaba en un automóvil sobre el que cayó la estructura de metal y concreto, sus familiares adelantaron que demandarán hasta después de que concluyan el funeral.

Del mismo, también buscarán la reparación del daño por las lesiones que sufrió su esposa, quien lo acompañaba.

De acuerdo con las fuentes, la FGJ busca integrar todas las denuncias relacionadas al colapso dentro de una carpeta de investigación por homicidio y daño a la propiedad, ambos culposos.

La Comisión Ejecutiva de Atención a Víctimas (Ceavi) ha ofrecido orientación a personas lesionadas para que accedan al seguro institucional, aseguró ayer la Secretaría de Gobierno de la CDMX.

Aunque no especificó cuántos casos ha atendido, agregó que el acompañamiento es también para que a los familiares de quienes perdieron la vida accedan al pago de los gastos funerarios.

GMX Seguros, la compañía titular de la póliza de seguros de daños y responsabilidad civil que tiene el Sistema de Transporte Colectivo (Metro), ya inició los trabajos de ajuste para evaluar el incidente.

La póliza del Metro ampara daños a los bienes y a terceros, incluyendo pasajeros. GMX dijo que procederá a la reparación de los daños que se dictaminen con base a las condiciones de la póliza.

“Nuestra aseguradora está lista para responder por el conducto de nuestro cliente, el Sistema de Transporte Colectivo Metro de la Ciudad de México, para la inmediata atención de este siniestro, una vez concluidos los trabajos de ajuste correspondientes”, declaró la aseguradora en un comunicado.

GMX lamentó la pérdida de vidas humanas y las lesiones sufridas por diversas personas en dicho accidente.

El 10 de marzo, dos trenes chocaron en reversa en Tacubaya y, 10 meses después, el Puesto Central de la calle Delicias se incendió.

Tras el choque Tacubaya, Seguros Azteca -la aseguradora que tenía entonces el contrato con el Metro-, cubrió todos los gastos. Sin embargo, en el incendio no intervino al no ser una falla provocada en las instalaciones donde se ofrece el servicio (estaciones, andenes, pasillos, y vías.

FUENTE: REFORMA.COM

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *